Es imprescindible que sometamos a una revisión radical el concepto de tercera edad con el objetivo de que esta población, hoy marginada en mayor o menor medida en la mayoría de los países, pueda participar junto con los demás colectivos en el enriquecimiento y transformación de la sociedad.

La marginación de las personas mayores es hoy un verdadero desatino, ya que la sociedad está despilfarrando su enorme caudal de experiencia, madurez y conocimientos”.

P. Bartolomé Vicens Fiol O.P.

Modesto Chato de los Bueys